Di Tella en los medios
Diario Popular
29/07/7

Sondeo revela que pocos confían en la Justicia

<DIV>Nadie cree en la honestidad e imparcialidad del sistema judicial.</DIV>


Una encuesta destinada a medir el índice de confianza en la justicia, determinó que la percepción general de la ciudadanía respecto a esa institución está en el peor nivel de los últimos cuatro años, al extremo que ninguno de los consultados cree en la imparcialidad y honestidad del sistema judicial argentino.

El sondeo realizado por el Foro de Estudios sobre la Administración de Justicia (FORES), la Fundación Libertad y la Escuela de Derecho de la Universidad Torcuato Di Tella, precisó que ninguno de los 800 encuestados en el marco de este relevamiento ve a la justicia "muy confiable" en cuanto a honestidad e imparcialidad.

El Indice de Confianza en la Justicia (ICJ) mide cuatrimestralmente en grandes centros urbanos del país la evolución de la opinión pública respecto de la administración de justicia en la Argentina y en esta oportunidad bajó de 47,7 registrado en marzo a 46,5.

Para atrás
Esta última medición realizada entre el 2 y el 10 del corriente evidenció por cuarta vez consecutiva un descenso del ICJ, pero con la particularidad que los indicadores de confianza bajaron hasta su menor nivel de los últimos cuatro años.

El 82 por ciento de los consultados en el marco de la encuesta realizada en la Ciudad de Buenos Aires, conurbano bonaerense, Gran Córdoba, Rosario y en el cinturón urbano de Mendoza y Tucumán, indicó que ve a la justicia como poco o nada confiable en lo que hace a su eficiencia.

Apenas el 13 por ciento de los encuestados, todos mayores de 18 años, dio un aval a la justicia al considerar que la ve confiable en su honestidad, pero una amplia mayoría fue sumamente crítica para abordar el perfil de la igualdad.


Mala imagen
Ese punto del sondeo refiere a que el 87 por ciento de los encuestados contestó que considera al sistema judicial poco o nada confiable en cuanto a tratar a todos por igual a la hora de aplicar justicia.

Otros datos que aportó el relevamiento puntualizaron que en todos los niveles de instrucción hubo un descenso de la confianza pero más aún en el primario, donde bajó el 8,8 por ciento respecto a la medición del ICJ de hace cuatro meses.

Tanto para hombres como para mujeres, en la Capital Federal, la confianza bajó un 3,1 por ciento, bastante más que en el conurbano bonaerense, donde experimentó un descenso del 2,3 por ciento, y que en el interior del país donde la caída fue del 2,9 por ciento.

Voto de desconfianza
En lo específico de los géneros el estudio estableció que respecto al sondeo anterior los hombres perdieron más confianza en la justicia que las mujeres, con un descenso del 1,6 por ciento para las representantes del sexo débil y un 4,6 por ciento para los varones.

La confianza en la honestidad de la justicia también alcanzó valores muy bajos ya que el 36 por ciento la considera nada confiable, el 45 poco confiable, confiable apenas un 13 por ciento y absolutamente nadie la consideró muy confiable.

Por último, donde más descendió la confianza en la justicia en relación al sondeo de marzo fue en la franja etárea que va de los 30 a los 50 años, con el 3,6 por ciento pero más allá de la mala imagen global, 3 de cada 4 de los consultados afirmaron que recurrirían a la justicia para resolver cualquier pleito.

La sociedad percibe falta de criterio

El presidente de la Academia Nacional de Ciencias Penales, Omar Breglia Arias, aseguró respecto al Indice de Confianza en la Justicia (ICJ) que sin duda el actual es el "peor momento" del sistema judicial argentina que muestra "falta de criterio que la sociedad percibe".

Breglia Arias apuntó entre las imperfecciones "a las muchas interpretaciones que de un mismo artículo hacen los jueces", lo que a su modo de ver "generan divergencias que ponen al judiciable frente a una auténtica situación de azar".

Tras señalar que hay muchos tribunales que al dictar sentencia "son proclives a los fallos benevolentes", puso el caso del condenado por graves delitos de abuso sexual contra niños discapacitados que en una polémica decisión fue recientemente puesto en libertad.

"Mientras tanto -señaló- la cárcel de Villa Devoto tiene un 85 por ciento de su población en condición de procesados, es decir inocentes porque aun no les han dictado condena, que están presas y lo estarán seguramente por un largo tiempo más dada -concluyó- la lentitud de nuestra justicia".

Publicado en:
Link: