Objetivos

El devenir de la industria del petróleo y el gas tiene un enorme impacto para la economía argentina. Desde el lado de la oferta, la extracción de petróleo y gas es la actividad económica principal en varias provincias argentinas, y su desempeño tiene una incidencia significativa en el crecimiento económico, el empleo y los recursos públicos de esas jurisdicciones. Del lado de la demanda, el petróleo y el gas explican mas del 80% del consumo primario de energía en Argentina. La energía incide en nuestra economía en varias dimensiones: el consumo de los hogares, el consumo para el transporte de cargas y pasajeros, y el consumo de las actividades productivas de bienes y servicios, algunas sumamente intensivas en el uso de energía.

Desde una perspectiva macroeconómica, los hidrocarburos pueden pasar de ser un sector exportador que aporta divisas y recursos fiscales -especialmente con el desarrollo del shale en Vaca Muerta, a un sector deficitario que presiona sobre las importaciones y sobre el déficit fiscal a través de los subsidios. Los precios de los combustibles, por otro lado, tienen un peso directo e indirecto significativo en la canasta de consumo, y su evolución se vincula estrechamente con el problema de la inflación.    

La pandemia del Covid-19 y el impacto económico de la cuarentena ha llevado a la industria de los hidrocarburos a escenarios de caídas del consumo y los precios inéditos,  tanto en el mundo como en nuestro país. Minimizar el daño sobre el capital y el empleo y asegurar condiciones para la mejor recuperación posible son desafíos de la política energética de hoy.

En este curso nos proponemos entender la posición de la industria de los hidrocarburos en Argentina y su relación con otras fuentes de energía, así como identificar -en el plano local e internacional- las características de la demanda y la oferta que le imprimen rasgos particulares a los mercados del petróleo y el gas.  Se trata de recursos estatales, en donde el marco regulatorio juega un rol crucial para definir el desempeño sectorial.

Analizaremos la evolución de las políticas públicas para la explotación petrolera desde sus orígenes hasta hoy, focalizando la atención en el potencial desarrollo de los recursos no convencionales (Vaca Muerta).

Finalmente, nos detendremos con mas detalle en los problemas críticos de la coyuntura actual a partir de la crisis del COVID-19, evaluando las respuestas de los decisores de la política energética, y los posibles escenarios futuros.