En los medios

Clarín
11/02/17

Provincia: afirman que 1 de cada 3 maestros no cumple tareas en el aula

Los profesores del área de Educación de la UTDT Mariano Narodowski y Claudia Romero fueron consultados para brindar posibles explicaciones a raíz de los datos que revelan la elevada cantidad de docentes que están frente a los alumnos

Por Ricardo Braginski

Por cada dos maestros que están parados frente a los chicos en algún aula bonaerense, hay otro docente dentro del sistema educativo cumpliendo otra tarea. Puede ser bibliotecario, directivo, auxiliar , psicopedagogo, entre tantas funciones. Y el porcentaje viene creciendo año tras año, de acuerdo a un informe del Centro de Estudios de la Educación Argentina (CEA) de la Universidad de Belgrano, elaborado con datos del Ministerio de Educación nacional. Allí se muestra que de 66.945 cargos docentes que tiene la primaria pública en Provincia, 22.453 -el 33,54%- cumple tareas educativas “fuera del aula”. En 2003 era el 21%.

Consultados por Clarín, las autoridades provinciales se defienden. Afirman que los datos están mal interpretados. “Hacer una lectura lineal es incorrecto. Las funciones que realizan estos agentes están vinculadas directamente a promover los procesos de aprendizajes en las aulas”, dicen fuentes del Ministerio de Educación bonaerense.

Explican que dentro del ítem “fuera del aula” de las estadísticas oficiales hay profesionales que muchas veces están dentro del aula, como maestro auxiliar de grado, recuperador, o integrador para alumnos con discapacidades. “En Provincia hay unos 3.000 docentes en esta condición. Se suman los 3.200 psicopedagogos, psicólogos, asistentes sociales que acompañan las trayectorias educativas de los alumnos e intervienen en conflictos de alto impacto educativo y social, como maltratos, bullying o alumnos en situación vulnerable”.

Además, afirman que hay inconsistencias en la forma en que cargaron los datos cada una de las provincias. Y que muchos cargos de apoyo a la enseñanza se justifican por la situación socioeconómica de muchas escuelas de la Provincia.

Los datos que toma el informe del CEA son elaborados por la dirección de estadísticas del Ministerio de Educación nacional. En esas planillas, se puede ver que el promedio para el país es de un docente fuera del aula cada cuatro. En cuanto a la evolución se observa que la cantidad total de docentes creció un 19% de 2003 a 2015. Pero los cargos en primaria pública “frente al aula” lo hizo un 10%, mientras que los de “fuera del aula” un 63%, seis veces más.

Además, hay grandes diferencias entre provincias: Tierra del Fuego, Buenos Aires y Santa Cruz tienen más del 30% de sus docentes fuera del aula, mientras que provincias como Misiones, Formosa y Santa Fe no llegan al 15% (ver Dónde...).

“Es bueno expandir el plantel de docentes, pero con esto sólo no alcanza, como lo indican las evaluaciones realizadas por Unesco en el nivel primario en América Latina. Cuando comenzaron, hace ya 20 años, ocupábamos el segundo lugar, después de Cuba. En la última, de 2013, nuestros alumnos de tercer grado se ubicaron en Lectura detrás de ocho países latinoamericanos, pese a que Cuba esa vez no participó”, dice Alieto Guadagni, director del CEA.

A Gustavo Iaies, director del CEPP, los números les parecen “delirantes”. De todas formas, afirma que “es muy interesante ver qué es lo que está pasando fuera del aula. Porque si los datos son ciertos, tenemos demasiada gente. El sistema necesita ordenar los números desde cero, no puede ser que cada uno tenga sus números y no sepamos cual es la realidad”, dice.

Guadagni admite que la información puede “no ser buena”, pero “es lo que hay”. Y agrega que la cantidad de docentes fuera del aula “no necesariamente son ñoquis”.

Mariano Narodowski, profesor de la Universidad Di Tella, también cree que las estadísticas son débiles y que para este tema es más pertinente usar el Censo Docente de 2014. Hace dos años, este especialista hizo un estudio en el que se destaca el gran crecimiento de directivos en el sistema, en mayor proporción que los docentes y los alumnos.

Mientras que Claudia Romero, también de la Universidad Di Tella, le encuentra posibles explicaciones a los datos. Afirma que en los últimos años creció el número de docentes desplazados del aula en las escuelas. También los que fueron a cumplir funciones en otras dependencias públicas o, incluso, los que cumplen funciones gremiales.

Con más docentes por alumnos

La Argentina está entre los países con más docentes por alumno, señala Alieto Guadagni, autor del estudio de la Universidad de Belgrano. El especialiasta explica que hay 12 alumnos por cargo docente en las primarias públicas argentinas. El promedio en los países desarrollados es de 15 alumnos por cargo. En América latina, el promedio es de 22. “A priori esto es bueno, pero no se refleja en los resultados”, dice Guadagni.